Masaje con esferas chinas

Todo es energía. La energía vital, a la que los chinos llaman "chi" es la energia cósmica que llena todo lo existente.
Sin energia no hay existencia. Hasta lo mas concreto como una roca, está compuesto por energía, o sea que no podemos separarla de la física ni de lo metal ya que también la energía se manifiesta se forma psíquica (como el pensamiento).
Todo es energía y el equilibrio de ésta es lo que garantiza el buen funcionamiento de las cosas.

Los chinos explicaban que para que haya orden es necesario un caos primero. A partir de ese caos es como las energías empiezan a moverse y organizarse, de modo que la enfermedad no es sino una manifestación de la energía en desorden para lograr su propia estabilidad.
Nuestro cuerpo vibra con la energía del universo, pero ésta se manifiesta de muchas formas como la energía alimenticia, la respiratoria, etc.A su vez nuestro cuerpo esta surcado por líneas de energía que los chinos llamaron canales de energía. Cuando éstas energías están bloqueadas producen diferentes reacciones, tanto a nivel físico como mental o emocional. Con el masaje con esferas se vuelve a estabilizar el canal energético en lo físico logrando su efecto en los otros dos.
La vibración es una de las manifestaciones de la energía. Por ejemplo, una piedra arrojada a un estanque provoca círculos concéntricos que van expandiéndose hasta los límites del estanque abarcándolo todo; del mismo modo, esto se produce hacia el fondo del estanque (cosa que no podemos observar en forma visual) las mismas ondas se despliegan en toda el agua, pero también las mismas ondas se producen hacia arriba. O sea que desde el epicentro del estanque en donde se arrojó la piedra, inmediatamente se desplegó una esfera de vibración que se expande hacia el infinito, traspasando aún el estanque mismo.
Las esferas con sonido producen vibraciones que llegan hasta lo mas profundo de los canales de energía, libera los chacras (centro energéticos de nuestro cuerpo) y actúan en el campo aúrico regulando la vibración en todos los niveles, desde el mas físico hasta el mas sutil.
En el aspecto físico después de un masaje completo sentimos nuestro cuerpo relajado y en calma.
En el aspecto mental con el movimiento de la esfera generamos sonido, este llega a calmar nuestra mente casi inmediatamente.
En el aspecto energético de nuestro campo aurico, el sonido de las esferas va poniendo en sintonía los centros energéticos llamados chacras y desde allí va envolviendo nuestro cuerpo físico y mental, generando como un escudo de protección, en el que las vibraciones que producen desorden energético no llegan, debido a la sintonía con las vibraciones de bienestar. Esto sucede normalmente después de un masaje completo.
El masaje con las esferas promueve el desbloqueo y un equilibrio permanente de la energía, previniendo así muchos males.
Realizar el masaje periódicamente genera un equilibrio energético que regula la energía en general de todos los órganos, poniendo en movimiento el ciclo de generación de las cinco energías principales: madera- fuego- tierra- metal- agua. Que componen nuestro organismo según la medicina tradicional china.
Mejora el estado de animo debido a la mejor circulación de la energía en las células. Se previene de esta forma el estancamiento de la energía en los canales, se purifica favoreciendo todas las funciones, incluso a nivel mental y espiritual.
Este masaje es beneficioso en muchos aspectos porque sin ser un masaje especifico como el shiatsu, abarca muchas patologías. El sonido de las esferas promueve calma y bienestar general relajando el cuerpo y la mente en su totalidad.
La regularidad del masaje es lo que marca el resultado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario